×

VIDEO | El festejo de los niños con fisura de labio fue una real demostración de amor y esperanza

- 10:41 Santiago

Un día muy especial se vivió en el complejo de camping Las Casuarinas, donde se llevaron a cabo los festejos del Día del Niño, organizado por la asociación civil “Simi Súmaj” (boquitas lindas), que reúne a profesionales que trabajan con niños que nacen con una anomalía congénita del macizo craneofacial, en este caso con fisuras naseo-labio-alvéolo palatina.

EL LIBERAL dialogó con la Dra. Carolina Crámaro, cirujana pediatra y miembro de este grupo, quien nos aclaró que “es lo que comúnmente se conoce como labio leporino, pero no usamos ese nombre”.

La jornada contó también con el trabajo de los padres de estos niños, que paralelamente conforman un grupo que tiene la función de brindarse apoyo, contención y actuar como guías de otros padres cuando nace un niño con esta anomalía congénita. Hubo juegos, música y refrigerio de los que disfrutaron alrededor de 30 niños.

Esta asociación de carácter interdisciplinario surgió en 2018 y está conformada por pediatras, cirujanos, fonoaudiólogos, odontólogos, psicólogos, comunicadores y trabajadores sociales.

Juntos, realizan el acompañamiento de casos en la provincia, aunque también reciben a niños de Tucumán, Catamarca y Salta.

Los tratamientos se realizan en el Cepsi y en el Centro Integral de Salud Banda.


Cabe destacar que también trabajan con casos de niños nacidos en centros privados.

“Todos los neonatólogos de la provincia están informados del trabajo de este equipo. Ellos nos informan en caso de nacimientos con esa anomalía congénita y nosotros asistimos a los padres y les contamos del tratamiento. También los acompañamos desde antes del nacimiento, en algunos casos, porque en la actualidad gracias al diagnóstico prenatal mediante ecografía, se puede saber si el niño nacerá con esta condición”, agregó la profesional.

El tratamiento en Santiago

La fisura naso-labio-alvéolo palatina es la malformación congénita más frecuente dentro de las fisuras de la cara en todo el mundo. En todo el norte argentino, es alta la prevalencia de nacimientos de niños con esta anomalía. Sólo en Santiago del Estero, se dan entre 40 y 50 casos por año.


El tratamiento del paciente fisurado requiere un trabajo interrelacionado entre varias especialidades para obtener los mejores resultados estéticos y funcionales. La evaluación global y seguimiento del paciente es realizado por el pediatra, quien hace el seguimiento clínico y coordina las interconsultas con otorrinolaringología y otras disciplinas que puedan ser requeridas, si se presentan patologías agregadas.

La Asociación Civil “Simi Súmaj” se prepara para octubre, mes en el que planean llevar a cabo una serie de actividades coordinadas en el marco de la “Semana de la Sonrisa”, celebrada en toda Latinoamérica.

Estos eventos planean involucrar a los médicos profesionales, a los padres y por supuesto a los niños. l



Más noticias de hoy